QUIROPRÁCTICA ANIMAL

La Quiropráctica Animal estudia y trata la disfunción biomecánica de la columna vertebral y sus efectos en el Sistema Nervioso.

 

El ajuste quiropráctico es un movimiento manual preciso y controlado de forma rápida, segura y específica de aquellas vértebras que están mal alineadas cuyo objetivo es restablecer la función neurológica de la columna y mejorar la calidad del vida de perros, gatos y otros animales.

   

POSIBLES SIGNOS

  • No siempre se presentan 
  • Dolor cervical/lumbar agudo
  • Aversión al  ejercicio (escaleras, auto)
  • Cojeras indefinidas, paso lento.
  • Hipersensibilidad al tacto
  • Granulomas por lamido
  • Infecciones recurrentes en oídos o glándulas anales
  • Entre otros muchos posibles.

 La quiropráctica animal no reemplaza el estudio clínico del Medico Veterinario, pero al estar basada en la relación íntima entre la columna vertebral y el sistema nervioso proporciona un método alternativo de cuidado y preservación de la salud de las mascotas.